Fabula el camello y la pulga

Hoy en fabulas infantiles una fabula divertida de Félix María Samaniego llamada el camello y la pulga. En esta fabula un camello se queja de la pesada carga que había de soportar, y al escucharlo una pulga, esta decide bajarse para aliviar la carga del camello, ya que la pulga se tiene por un ser grande y fuerte y piensa que es ella la que tanto peso aporta a la carga del camello.

La moraleja de esta fabula es que hay muchas personas al igual que la pulga que se sobrevaloran y piensan que son mucho mas de lo que realmente son no siendo esto cierto como en el caso de la pulga.

Fabula de la moda

Hoy os quiero traer en fabulas infantiles una fabula de Félix María Samaniego llamada la moda, en la que un mono que había estado viajando, al volver a sus tierras de áfrica les enseña al resto de los monos a vestirse como en tierras extranjeras, gustándoles a estos tanto las nuevas ropas que prefieren perder sus capacidades como simios antes de renunciar al estatus que les da el vestirse.

La moraleja es que antes de adoptar cualquier cosa extranjera miremos si realmente va con nosotros, ya que después una vez nos acostumbremos, formará aparte de nosotros y no podremos olvidarlo tan fácilmente.

Fabula de la paloma

Hoy en fabulas infantiles te presentamos una fabula corta, pero no por ello menos educativa y aleccionadora, se trata de la fabula de la paloma de el gran fabulista Félix María Samaniego. En la fabula nos cuenta que una sedienta paloma, guiada por la imagen pintada de un pozo se lanzó contra el muriendo en el impacto.

La moraleja de esta corta fabula queda muy clara, y es que cuando veamos una oportunidad, antes de lanzarnos de cabeza a por ella siempre deberíamos consulta a nuestro buen juicio.

Fabula el caballo, el buey, el perro y el hombre

En la Fabula de Esopo llamada el caballo, el buey, el perro y el hombre, Esopo nos invita a ver todas las etapas de la vida de una persona, explicando en esta fabula que el tiempo de vida del hombre, a sido tomado de diferentes animales heredando de ellos algunas características.

Las etapas de la vida,  descritas en esta fábula de Esopo como las etapas del hombre, son: inocente niñez, vigorosa juventud, poderosa madurez y sensible vejez.