Fabula de la zorra y el chivo en el pozo

Hoy en fabulas infantiles toca una fabula de Esopo, concrétamente la fabula de la zorra y el chivo en el pozo, en la que una zorra cae en un pozo y engaña a un chivo pera que se meta con ella en el pozo para ayudarse a salir, dejando al chivo en el pozo sin ayudarlo.

La moraleja de esta historia es bastante clara: Antes de comprometerte en algo, piensa primero si podrías salir de aquello, sin tomar en cuenta lo que te ofrezcan tus vecinos.

Fabula de la águila la gata y la jabalina

En la fabula de Félix María Samaniego la águila, la gata y la jabalina, el fabulista nos cuenta la historia de una gata que al ver que al lugar donde tenia a sus crías es cogido como nido de un águila decide hablar con ella para asustarla dándole razones para temer a una jabalina que vivía con sus crías en el mismo árbol, haciendo acto seguido lo mismo con la jabalina a quien dijo que el águila se comería a sus cachorros a lo que esta pudiera.

El resultado de esto fue que una por miedo de la otra no salieron a por comida muriendo las dos de hambre, y es que como dice Félix María Samaniego, tras los avisos de un amigo puede esconderse un enemigo con malas intenciones.

Fabula de las quejas justas

En la fabula llamada quejas justas de Godofredo Daireaux, el fabulista nos hace ver que siempre se suelen quejar los que menos razón tienen para ello, como el zorro, la rueda, el caballo y la oveja, siendo esta ultima la que mas necesitaba el tratamiento para la sarna la que menos quería recibirlo.

La moraleja de esta historia es que viendo quien es el que mas se queja de un sitio podremos localizar rápidamente al que menos trabaja.

Fabula de la nave rota

En esta ocasión en Fabulas infantiles te traemos una fabulas de Felipe Jacinto Sala llamada la nave rota, en la que fabulista cuenta la historia de un barco hundido, preguntandose de quien había sido la culpa del naufragio, el piloto se ha echo al mar, este a el viento.

La moraleja de esta historia es que cuando algo malo ocurre nadie quier culparse de lo ocurrido, echando todos las culpas al de al lado por tal de quedar indemnes.